() ()

Portada del sitio > Musiques - chansons > El mundo de la música llora la pérdida de Bebo Valdés

Cuba/Música - Artículo publicado por Sábado 23 Marzo 2013

El mundo de la música llora la pérdida de Bebo Valdés

Por Carlos Herranz

Sábado 23 de marzo de 2013

Murió el gran pianista y compositor cubano a los 94 años en Suecia. Figura del jazz latino, ganó entre otros premios, un Grammy por ’Lágrimas negras’. Valdés vivía desde hacía unos años en la localidad española de Benalmádena. Grandes personalidades del mundo de la música expresan su tributo ante la desaparición del genio de los ritmos cubanos.

El mundo de la música llora la muerte del pianista cubano Bebo Valdés. Tras el anuncio de su fallecimiento en Suecia, a los 94 años, se han sucedido las reacciones entre artistas, productores, cineastas y amigos de esta figura del jazz latino que sufría alzeihmer y que vivió sus últimos años en la localidad española de Benalmádena. Halagos y despedidas para el músico que creó la batanga como estilo musical.

JPEG - 11.2 KB
Bebo Valdés durante una entrevista en octubre 2008 http://www.livepict.com

Diego El Cigala, cantante de flamenco con el que publicó "Lágrimas negras" (2002) ha afirmado que es una "pérdida irreparable" pero que "Bebo quería que se le recordara bailando" mientras que el diseñador Javier Mariscal, que realizó junto al cineasta Fernando Trueba "Chico y Rita" la película de dibujos animados inspirada en la trayectoria vital de Valdés, ha señalado que Bebo "resumía la elegancia y el tempo cubano" según recoge el diario español ABC. También personajes del exilio cubano como la bloguera Yoanni Sánchez han tenido palabras cariñosas en tributo a Valdés en la red social twitter: "Recordando al gran bebo con su música...Buen viaje maestro". El productor musical Javier Limón, amigo personal de Bebo, ha destacado "fue el ser humano más honesto y auténtico que conocí".

Biografía musical de Bebo

Bebo Valdés (Quivicán, Cuba, 1918) comenzó a los siete años sus estudios de piano. Con la mayoría de edad se trasladó a La Habana para ingresar en el conservatorio. Debutó como pianista profesional acompañando a Ernesto Lecuona y Rita Montaner en la década de los 40. Entre 1948 y 1957, Bebo fue una de las figuras más importantes de la edad de oro del jazz afrocubano con epicentro en el Tropicana Club de La Habana.

La revolución de Castro provocó su exilio hacia Europa y pasó muchos años viviendo en Suecia, donde cayó en el anonimato hasta que con 76 años Paquito D’Rivera le invita a grabar el disco "Bebo rides again" (1994) y el cineasta Fernando Trueba a participar en el documental Calle 54 (2000). A partir de ese momento se inició una de las etapas más fructíferas de la vida de Valdés que culminara en el año 2002 con la publicación de "Lágrimas negras", una relectura inolvidable de grandes clásicos de la música popular latina junto al cantaor español Diego El Cigala, que le valió un premio Grammy.

Pese a su extenso palmarés, decía que su mayor satisfacción era haber legado una familia de excelentes músicos, como su hijo, el laureado pianista "Chucho" Valdés y su mayor anhelo era el de ser recordado "por el corazón que he puesto cuando hago música". Elegante, locuaz, de eterna sonrisa y caracter humilde, Bebo seguía tocando en casa para sus más allegados y no son pocos los que opinan que el artista seguramente habrá muerto cerca de las teclas de un piano.

Ver también: 9.1. Entrevista a Bebo Valdés

Ver en línea : RFI